Información y contenidos para Padres en Dibujos.net
Aprende a elegir el tipo de leche ideal para tu bebé
Alimentación
1015 Lecturas
0 Comentarios
Atrás
Aprende a elegir el tipo de leche ideal para tu bebé
Compartir en:
   Mensaje enviado correctamente
Enviar por E-mail:
Tu nombre:
Tu e-mail:
Nombre de tu amigo:
E-mail de tu amigo:
Tu mensaje:

Enviar
3
(8 votos)
Valora:
    Hoy ya has votado. Espera 24 horas para volver a valorar.

Actualmente tienes a tu disposición multitud de tipos de leches elaboradas destinadas a suplir las necesidades nutricionales de tu bebé, durante cada una de sus etapas nutricionales. 

También existen leches especiales que le pueden ayudar en aquellos casos que haya intolerancia a algunos de sus componentes (principalmente la lactosa), o bien, deficiencias nutricionales como sucede en los bebés prematuros.

Veamos a continuación los principales tipos de leche, clasificados en función de las necesidades nutricionales del recién nacido.

Leche de Inicio o Tipo 1

Esta leche en polvo está destinada para bebés de hasta 6 meses de edad. Entre sus principales propiedades se encuentra el gran aporte calórico (entre 65 y 70 kcal por cada 100 ml), el contenido de proteínas, de hidratos de carbonos y de grasas adecuadas para su nutrición.

En este caso, es importante que sea el pediatra quien te recomiende la marca de leche a comprar, ya que no todas contienen los mismos componentes, los cuales, tendrán un distinto grado de impacto en tu bebé. 

Si durante los primeros meses de vida, la leche que tome el bebé le sienta bien, es recomendable que no se la cambies, puesto que durante esta etapa, el organismo del niño todavía se está desarrollando, y los continuos cambios de leche pueden llegar a afectarle negativamente.

Leche de Continuación o Tipo 2

Esta leche está destinada para bebés de entre 6 y 18 meses de edad, dándole a tu pequeño una cantidad aproximada de 500 ml al día.

Puede sustituir perfectamente a la leche materna, y además, resulta ideal como complemento a la dieta nutricional del pequeño, donde comienza a iniciarse en el consumo de frutas, cereales, verduras y papillas.

Por último, mencionar que esta variedad de leche no sólo incluye suplementos de hierro y de vitaminas, sino que además, presenta menor concentración de proteínas, y sustituye la grasa láctea por grasa vegetal. Determinadas marcas presentan su fórmula enriquecida con lactobacilos para mejorar la evacuación intestinal y reforzar el sistema inmunológico.

Leches de Crecimiento o Tipo 3

En esta variedad nos encontramos con dos tipos de formatos para la leche:

- En polvo 

Cualquier pediatra te recomendará su uso a partir de los 18-24 meses, manteniéndola en su dieta hasta los 30 meses, o bien, sustituirla por el formato líquido a los 24 meses.

- Líquida

Son leches de transición con las que conseguirás preparar su aparato digestivo para el consumo de leche entera de vaca. Éstas también se encuentran suplementadas con hierro y vitaminas, y debes proporcionarle unos 500 ml diarios.  

Leches Especiales

Están especialmente diseñadas para cubrir las necesidades nutricionales de tu bebé, en caso de que sufra algún trastorno fisiológico o metabólico que no le permita absorber o digerir determinadas sustancias.

Están indicadas para bebés prematuros o para aquellos que al nacer, presenten un peso inferior a los 2.500 gr. Además, son fáciles de digerir y proporcionan un aporte calórico superior a las leches de inicio o Tipo 1, incluyendo, por supuesto, complementos vitamínicos y minerales además de aminoácidos para un óptimo desarrollo.

Dentro de este grupo, existen leches antirregurgitación, de soja, sin lactosa, con proteínas modificadas u otras especialmente preparadas para subsanar alguna afección gastrointestinal del pequeño.

Por último, no olvides nunca que antes de comprar cualquier tipo de leche, deberás consultarlo con tu pediatra, ya que será él quien te indique la mejor opción para tu pequeño.

COMENTARIOS: