Información y contenidos para Padres en Dibujos.net
Tejer, una actividad divertida para niños y niñas
Actividades
2756 Lecturas
0 Comentarios
Atrás
Tejer, una actividad divertida para niños y niñas
Compartir en:
   Mensaje enviado correctamente
Enviar por E-mail:
Tu nombre:
Tu e-mail:
Nombre de tu amigo:
E-mail de tu amigo:
Tu mensaje:

Enviar
5
(1 votos)
Valora:
    Hoy ya has votado. Espera 24 horas para volver a valorar.

Las actividades que fomentan la creatividad y la imaginación para los niños son muy importantes para su desarrollo. En los últimos años se ha puesto de moda tejer como actividad manual para los niños y los adultos. El knitting se ha convertido en toda una revolución para las madres, los padres y los niños.

Tejer tiene múltiples beneficios para los niños como fomentar la paciencia y ayudar su desarrollo psicomotriz.  Los especialistas dicen que tejer es una actividad que estimula el cerebro, nos ayuda a relajarnos y a disminuir los niveles de ansiedad y estrés de los adultos y los niños. Tejer favorece la capacidad de concentración por lo que puede ser una auténtica terapia para aquellos niños que sufren déficit de atención.

 

Consejos para que los niños aprendan a tejer

Como los adultos, los niños también pueden aprender a tejer con facilidad. Seguro que con esta nueva actividad se relajarán y disfrutarán tejiendo. Para empezar a tejer es importante que sigan los siguientes consejos:

  • Sentarse con ellos con tranquilidad en un sitio cómodo y bien iluminado.
  • Escoger una lana y unas agujas que sean de fácil uso para ellos. Hay agujas de madera que son bastante cómodas y prácticas para los niños. También hay agujas de colores y las curiosas agujas japonesas que llamarán seguro la atención de los niños.
  • Enseñarles cuál es la posición adecuada para poner nuestras manos y nuestros brazos y tejer con comodidad.
  • Dejarles practicar durante varios días hasta que se sientan seguros con las agujas y la postura.
  • Explicarles que tienen que tener paciencia y enseñarles lo que pueden llegar a hacer para que no se desanimen. Por ejemplo les podemos enseñar una bufanda que haya hecho otro niño para que se animen a conseguirlo.
  • Aunque al principio no les salga muy bien siempre hay que buscar lo que han hecho bien y animarles para que sigan practicando.

  

A los niños les encantará empezar a practicar a tejer punto o crochet con estilos sencillos como el punto bobo, punto del derecho y punto del revés. Empleando el punto del derecho y del revés se pueden hacer todo tipo de prendas como gorros, bufandas, ponchos, bolsos... Cuando hemos dado todas las vueltas necesarias, tendremos que cerrar los puntos para que no se desarme el tejido cuando saquemos las agujas.

Tejer les ayudará a luchar por alcanzar sus  objetivos y a no desanimarse aunque fracasen con sus primeras prendas. Cuando se empieza a tejer tendrán en ocasiones que deshacer la labor y volver a empezar de cero. Una experiencia que los niños podrán aplicar a su vida y su futuro.

COMENTARIOS: