Información y contenidos para Padres en Dibujos.net
Padres proactivos, hijos felices
Educación
2306 Lecturas
0 Comentarios
Atrás
Padres proactivos, hijos felices
Compartir en:
   Mensaje enviado correctamente
Enviar por E-mail:
Tu nombre:
Tu e-mail:
Nombre de tu amigo:
E-mail de tu amigo:
Tu mensaje:

Enviar
3.7
(3 votos)
Valora:
    Hoy ya has votado. Espera 24 horas para volver a valorar.

Muchas veces nos asombramos de las reacciones de nuestros hijos y de su actitud ante la vida. Como padres nos preocupa que nuestros hijos no sepan reaccionar de forma positiva ante los problemas que se van a encontrar en un futuro. Vivimos en una sociedad individualista y competitiva y tenemos que intentar educar a nuestros hijos para vivir en ella.

Si desde pequeños les enseñamos a ser personas proactivas podrán aplicarlo a sus vidas, sus acciones y sus reacciones. Si los padres intentamos ser personas proactivas, verán en nosotros un ejemplo a seguir para el futuro.

La proactividad es una actitud en la que asumimos el pleno control de la conducta de modo activo. Esto implica tener que tomar la iniciativa ante los problemas que nos encontremos en esta vida. No significa solo tomar la iniciativa en nuestras decisiones, sino asumir la responsabilidad de hacer que las cosas sucedan y tener muy claro que es lo que queremos hacer y cómo lo vamos a hacer.

Los padres proactivos se rigen por sus valores, meditan las consecuencias de sus acciones y analizan las situaciones. Estos padres se reconocen por su energía y carácter positivo y porque centrarán sus esfuerzos en aquello en lo que puede lograr un resultado.

Sin embargo los padres reactivos asumirán su vida con pesimismo y se verán afectados por las circunstancias y situaciones de la vida diaria. Estos padres concentrarán sus esfuerzos en sus preocupaciones y se bloquearán ante los aspectos negativos o problemáticos en vez de buscar soluciones.

Estos son los cinco consejos que os recomendamos para ser padres proactivos e influir en que nuestros hijos sean felices:

1. Tenemos que buscar el lado positivo a las cosas y dejar que nuestras emociones diarias lo reflejen.

2. Trataremos de confiar en nosotros mismos y asumir los retos que se nos presenten en la vida en familia.

3. Tendremos que tomar la iniciativa y actuar con decisión.

4. Intentaremos transformar los problemas diarios en oportunidades.

5. Tendremos que asumir los fracasos y aprender de ellos.

Desde pequeños tenemos que educar a los niños en valores como el orden y el respeto. Tenemos que motivarle para que sea un buen compañero y amigo para que en el futuro también sea un buen ciudadano. Los niños tienen que ser capaces de enfrentarse a los conflictos y debemos prepararlos para que tengan la habilidad de resolverlos de manera pacífica. Además también deben aprender a dialogar y a tener paciencia y respeto por los demás.

COMENTARIOS: