Información y contenidos para Padres en Dibujos.net
Trabajar al estilo Montessori en casa
Educación
2189 Lecturas
0 Comentarios
Atrás
Trabajar al estilo Montessori en casa
Compartir en:
   Mensaje enviado correctamente
Enviar por E-mail:
Tu nombre:
Tu e-mail:
Nombre de tu amigo:
E-mail de tu amigo:
Tu mensaje:

Enviar
5
(1 votos)
Valora:
    Hoy ya has votado. Espera 24 horas para volver a valorar.

Para quienes no conozcan el método Montessori, se podría resumir muy brevemente de la siguiente manera: consiste en ofrecerle al niño un entorno hecho a su medida donde pueda aprender por sí mismo, guiado eso sí, por el adulto, a través de experiencias reales y prácticas.

Para aplicar el método Montessori en casa, bastará con seguir 3 pasos muy generalizados:

• Primer paso: Informarse

Antes de hacer nada, lo más aconsejable es informarse y leer sobre los principios en los que se basa el método Montessori, ya que de esta manera nos resultará más sencillo llevarlo a cabo. Sino, por el contrario, por mucho dinero que invirtamos en materiales o en actividades, de nada servirá.

Para ello, lo lógico e idóneo, sería poder leer los propios libros de María Montessori, como por ejemplo “El niño: el secreto de la infancia” o “La mente absorbente del niño”, sin duda lo más fiel al método que se puede encontrar. Sin embargo, éstos libros pueden resultar un poco pesados de leer para alguien que quiere introducirse por primera vez en esta filosofía, por lo que también se puede optar por infinidad de entradas en diferentes páginas webs o libros que traten sobre ello, como por ejemplo “Cómo obtener lo mejor de tus hijos” de Tim Seldin, una opción perfecta para los que empiecen desde cero, o “Enséñame a hacerlo sin tu ayuda” de Maja Pitamic.

• Segundo paso: Preparar el entorno

Simplemente siguiendo el paso anterior, ya estaríamos aplicando de manera correcta el método Montessori, sin embargo, si se quiere ir más allá, el siguiente paso sería el de preparar un entorno adecuado para el niño.

Dado que los niños pequeños se encuentran con muchos obstáculos en una casa a la hora de realizar diferentes actividades, debido a su estatura, lo idóneo, y tal y como defiende Montessori, es que el entorno del niño esté preparado para que éste pueda desenvolverse libremente de manera autónoma, donde los muebles y los utensilios que tenga que utilizar se adapten a su tamaño para que éstos puedan realizar las tareas pos sí solos.

• Tercer paso: Parte académica del método Montessori

Siguiendo los pasos anteriores, el niño ya se beneficiaría de las ventajas que ofrece el método Montessori, pero si disponemos de más tiempo y podemos permitirnos invertir más dinero, podremos culminarlo introduciéndonos en la parte más académica de este método.

En esta parte, se englobarían los materiales y las actividades empleados para trabajar las diferentes áreas de aprendizaje, los cuales, deberíamos comprar o elaborar por nuestra cuenta.

 

COMENTARIOS: